14:47
22 Agosto 2017

El sistema antiniebla [Zaragoza] cumple un año permitiendo el vuelo de 8.000 pasajeros y 2.800 toneladas de carga

Heraldo

Ha pasado ya un año y una semana desde que el Aeropuerto de Zaragoza pusiera en servicio el ansiado y reclamado sistema de aterrizaje instrumental, el ILS (Instrumental Landing System) de categoría II/III. Una tecnología que permite a las aerolíneas operar en condiciones de baja visibilidad, sobre todo cuando la niebla que asoma en la capital aragonesa entre noviembre y febrero dificulta en gran medida las maniobras.

En los días más críticos de niebla era habitual que algunos vuelos, tanto de pasajeros como de carga, tuvieran que ser desviados a otros aeropuertos que disponían de la tecnología adecuada o se contaban con una situación meteorológica más favorable. Reus, Gerona, Barcelona o Vitoria eran algunos de los destinos improvisados en estos casos.

Acceder a la noticia completa

Este artículo está incluido en el Dossier de Prensa que COPAC realiza diariamente con noticias del sector aéreo publicadas en medios de comunicación. COPAC no es responsable de su contenido ni altera el texto de la información, únicamente lo reproduce para su envío a los suscriptores. Puede consultar la noticia original a través del enlace correspondiente.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR