17:01
24 Febrero 2018

El aeropuerto de Reus infringe su protocolo de emergencias

El Mundo

Como en su época dorada, allá por 2011, el aeropuerto de Reus ha vuelto a cruzar la barrera del millón de pasajeros en 2017 (con un aumento del 25,1%) y ha superado las 16.000 operaciones, tras un alza del 10,7%. Al igual que El Prat, Girona-Costa Brava y Lleida-Alguaire y los otros 31 principales aeropuertos de la red nacional, obtuvo a finales del pasado año la máxima certificación europea de seguridad. El Ministerio de Fomento y AENA -a través de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA)- han arrancado 2018 sacando pecho tras culminar un proceso de auditoría que garantiza aspectos tales como los planes de emergencias, la gestión de la seguridad operacional, la adecuación de recursos o la competencia del personal.

En el caso de Reus, fuentes que conocen a fondo la instalación aseguran que no es oro todo lo que reluce tras las buenas noticias, a tenor de los reiterados incumplimientos del Plan de Autoprotección (PAU) del aeropuerto, paradójicamente aprobado por la propia AESA y homologado por la Dirección General de Protección Civil de la Generalitat.

Acceder a la noticia completa

Este artículo está incluido en el Dossier de Prensa que COPAC realiza diariamente con noticias del sector aéreo publicadas en medios de comunicación. COPAC no es responsable de su contenido ni altera el texto de la información, únicamente lo reproduce para su envío a los suscriptores. Puede consultar la noticia original a través del enlace correspondiente.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR