La última batalla de García-Legaz: rehúsa un mayor control del Estado sobre AENA

La Información

El hombre que aterrizó en AENA para desterrar cualquier amago de privatización va a salir del gestor aeroportuario público un puñado de meses después de haber sostenido la bandera de su independencia de gestión frente al Estado y precisamente ante aquellos que lo auparon al cargo. Y es que a Jaime García-Legaz, presidente de la sociedad controlada en un 51% por el Estado a través de Enaire, le ha tocado lidiar en las semanas previas a la moción de censura con una ofensiva del área económica del Gobierno para incrementar la participación del Ejecutivo sobre el proceso de toma de decisiones del gestor aeroportuario.

Acceder a la noticia completa

Este artículo está incluido en el Dossier de Prensa que COPAC realiza diariamente con noticias del sector aéreo publicadas en medios de comunicación. COPAC no es responsable de su contenido ni altera el texto de la información, únicamente lo reproduce para su envío a los suscriptores. Puede consultar la noticia original a través del enlace correspondiente.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR